02 Feb Harley-Davidson eléctrica, a las calles en 2019

Cuando Harley-Davidson presentó un prototipo eléctrico hace cuatro años, la verdad es que no les hicimos mucho caso, pues una moto eléctrica parece algo muy lejano a las características inherentes a una máquina de Milwaukee: motor grande, vibraciones, escape ruidoso… Pero los tiempos cambian y ayer anunciaron que habrá una Harley-Davidson eléctrica rodando en solo 18 meses.

Este sorprendente anuncio lo llevó a cabo John Olin, director financiero de H-D, durante una reunión con los accionistas de la marca. Olin también comentó que Harley invertirá de 25 a 50 millones de dólares anuales en tecnología eléctrica en el futuro cercano. El objetivo: convertirse en el líder mundial en motos eléctricas, ¡cómo cambian los tiempos!

Aún no se ha dicho nada sobre las especificaciones de la moto, pero solo nos queda esperar que tengan claro que tienen que mejorar muchísimo el desempeño que mostró la LiveWire. Este prototipo tenía una aceleración muy interesante, de 0 a 100 km/h en menos de cuatro segundos, pero su autonomía dejaba mucho que desear, pues era de apenas 88 kilómetros en modo “economy”.

¿Podrá Harley posicionarse como una marca que vende motos eléctricas?


Sin duda, cuando la Harley-Davidson eléctrica llegue a las calles en 2019, veremos una moto mucho más capaz, pues este segmento ha avanzado mucho en los últimos cuatro años, como lo demuestran las entretenidas máquinas que hacen los californianos de Zero, como la S, la SR o la DS, por mencionar solo algunas.

Lo que no tenemos muy claro es cómo la marca convencerá a una base de clientes de que una Harley-Davidson eléctrica entra dentro del “estilo de vida Harley”. Pero ese no es nuestro trabajo y la verdad es que los gustos y necesidades de la gente van cambiando. Solo el tiempo dirá si esta evolución es lo suficientemente rápida como para que la banda adopte una Harley “verde”.

Pero no se preocupen, amigos “harleros”, que esto no quiere decir que Harley-Davidson vaya a dejar de fabricar motores de combustión que vibran como sillón de masaje y hacen un escándalo de “padre y señor mío”, simplemente están explorando un nuevo camino. ¿Les late la idea?

 

Comentarios

comentarios