13 Aug 73 Vintage Moto Art: motos, arte y rock n’ roll

Los amantes de las motocicletas personalizadas nos dimos un verdadero festín este 11 de agosto durante la edición 2018 del 73 Vintage Moto Art presentado por Moto Guzzi, el cual reunió bajo un mismo techo motos modificadas de un altísimo nivel y una increíble cantidad de arte inspirado en las dos ruedas.

La cita fue en la cervecería Falling Piano Brewing Co, en la Ciudad de México, donde vimos cafe racer, scrambler, choppers, clásicas, de carreras, ¡bueno! de todo tipo. Fueron diez los talleres que mostraron varias de sus creaciones más recientes: Cafeína Racer, Radical Customs, La Vieja Escuela, Lupo Vintage Garage y Soul Motor Co. (CDMX); ZDR Custom Moto y Seoz Bikes de Guadalajara, Aftercycles de Querétaro; Chiltepe Motors de Guatemala y Revival Cycles de Austin, Texas.

Las motos presentadas alcanzaban un nivel de detalle impresionante y entre las que más llamó la atención estuvieron una Triumph Triton de Cafeína Racer con el tanque y el colín cromados, una Triumph Thruxton supercargada, una Suzuki GS500 cafe racer de ZDR Custom Moto y las Harley-Davidson de Aftercycles, con un diseño súper limpio.

Es imposible decir cuál fue nuestra favorita, pues para empezar, el nivel de las motos era impresionante; después, había más de cincuenta entre las cuales escoger y para terminar Motorette la hacemos varios (y en gustos se rompen géneros). A Ricardo le fascinó una Honda CB1000 1990 ultraminimalista que parecía un motor con ruedas; a mi (Pablo) una Triumph Boneville scrambler; a Mariano una Honda CB90 con tremendos llantones y la Thruxton supercargada, mientras que a José Luis una Harley que parecía inspirada en la película Piratas del Caribe.

Sí, las motos eran el atractivo principal, pero las paredes del lugar rebosaban de ilustraciones, pinturas, dibujos y fotos. Nos gustaron mucho las ilustraciones digitales de Salvador Colín -uno de los organizadores, junto a Pedro Asturiano-, las serigrafías de Gonzalo y Santiago Tassier y los dibujos de Chico Mosca. Pero la verdad es que había mucho talento. Mención aparte para los cascos de De Mata Design, pues están pintados a mano con una atención al detalle espectacular.

Sin duda, quien más miradas captó en el 73 Vintage Moto Art fue Makoto Endo, un japonés que se aventó una pintura de una Moto Guzzi Audace Carbon usando solo unos palillos chinos para aplicar la tinta sobre el lienzo. ¡Impreshionanti!

El resto de artistas nacionales presentes en el 73 Vintage Moto Art fueron Marco Corte; Jilipollo; Juan Betan; José Quintero; Isidro López; Dr. Muerte; Joel Castel; David Gómez; Satán; Ricardo Villasana; Joel Castel y Daniel Flores. Por su parte, entre los invitados extranjeros estuvieron Noemí Barraco y Caroline Perron (Francia); Ana Pina (Portugal); Maryia Bulka (Bielorrusia); Matt Wilkins, Inked Iron y Sarah Grace (Inglaterra); Jeff Durrant, Viet Nguyen, José Emroca Flores y Douglas Thompson (Estados Unidos); Ivo Ivanov (Bulgaria); Russell Murchie (Australia); Hamerred (India); Makoto Endo (Japón) y Yamasha (Ucrania).

Durante el evento, aprovechamos para presentar en sociedad nuestra revista impresa –Motorette Magazine-, en cuyas páginas buscamos plasmar el amor que sentimos por las motos y todo lo bueno que las rodea, como el 73 Vintage Moto Art. Si quieren echarle un ojo, búsquenla en Monkey Butt Bikers Café, Custom Rock Garage, Royal Enfield CDMX, Cafeina Racer, Concept Racer, Suerte o Muerte (Cuernavaca), Kawasaki Puebla y Hellmet (próximamente).

Además de motos y arte, en el 73 Vintage Moto Art hubo algunas tiendas con accesorios de primer nivel para quienes buscaban completar o mejorar su atuendo motociclista. Increíbles los cascos Ruby de Veinti8 Life Style o los Biltwell y Icon de Hellmet, quienes también llevaban muchas chamarras. Para mantener frescos a todos los asistentes, hubo cervezas artesanales de Falling Piano Brewing Co. -quienes incluso hicieron una red ale especial para el evento- y whiskey cortesía de Jack Daniel’s.

Sin duda, los casi mil asistentes a la más reciente edición del 73 Vintage Moto Art se fueron con un gran sabor de boca, por lo cual les mandamos una felicitación a Salvador y Pedro (los organizadores), por la buena fiesta que se aventaron. ¡Nos vemos el próximo año!

 

 

 

Comentarios

comentarios