09 Nov Kawasaki Z400, crece la menor de las “Z”

Una de las pequeñas grandes novedades en el EICMA fue la Kawasaki Z400, una moto que, si bien está lejos de las cilindradas que más emociones y revuelo causan, funciona como un modelo de entrada que más tarde llevará a la gente a motos más potentes. No por nada en los últimos años este segmento ha cobrado cada vez más fuerza y marcas europeas premium como BMW, KTM, Husqvarna han decidido entrar al juego.

La Kawasaki Z400 llega para reemplazar a la Z300 y como no podía ser de otra manera, está basada en la Ninja 400, lo cual quiere decir que trae un motor dos cilindros enfriado por líquido de 399 cc con 44 HP y 25 lb-pie.

Una de las bondades de este motor es que la entrega de potencia es muy lineal y el torque está disponible desde bajas revoluciones, lo cual lo hace muy amigable para los conductores con poca experiencia.

En la Kawasaki Z400 encontramos que los ingenieros buscaron reducir al mínimo el peso del motor, simplificándolo lo más posible; además, lleva un clutch más pequeño con discos menos rígidos, lo cual hace que el movimiento de la palanca de éste sea más suave (un aspecto que le pasa factura a quienes llevan poco tiempo en dos ruedas).


A dieta

La Kawasaki Z400 es más ligera y potente que su predecesora (tres kilos y 5 caballos, para ser exactos). Utiliza un nuevo chasis multitubular derivado de la Ninja H2, gracias a lo cual Kawasaki dice que ofrece una mejor manejabilidad, además de brindar una posición de manejo más natural y cómoda. La dieta a la que fue sometida la Kawasaki Z400 dio como resultado un peso en orden de marcha de 167 kg.  

En cuanto a estética, es claro que la Kawasaki Z400 utiliza el mismo lenguaje de diseño de sus hermanas mayores (la Z1000 y la Z650), que en Kawasaki llaman Sugomi, y que consiste en una postura en cuclillas, la cabeza en posición baja y la cola levantada. Sí, peca un poco de esa gran similitud que tienen las naked hoy en día, aunque en descargo de los diseñadores, la ausencia de carenado les deja solo la carcasa del faro, el colín y el “forro” del tanque para ponerse creativos.

En cuanto a la suspensión, la Kawasaki Z400 lleva una horquilla telescópica convencional de 41 mm y un monoamortiguador, que en una moto ligera debe ser suficiente para lidiar con las imperfecciones del camino. Los frenos están formados por un disco delantero de 310 mm y uno trasero de 220 mm. Según lo que se presentó en Milán, todos los modelos llevan ABS, habrá que ver si se mantiene así cuando llegue (si llega) a México.

El panel de instrumentos es digital, aunque el tacómetro es una mezcla de análogo-digital, pues si bien los números están fijos en el tablero, la manecilla es digital. El resto de información (velocidad, marcha engranada, reloj, odómetro) se presenta en una pequeña pantalla monocromática, la cual está rodeada por los testigos habituales (direccionales, ABS, luces altas, etc).

Por cierto, la nueva Kawasaki Z400 debe ofrecer una buena iluminación gracias a un faro de LED y estará disponible en Candy Lime Green (verde), Metallic Spark Black (negro), Candy Cardinal Red (rojo) y Metallic Flat Spark Black (negro).

Especificaciones

 

Motor 2 cil, 399 cc, enfriado por líquido

Potencia 44 HP y 25 lb-pie

Transmisión Seis velocidades, por cadena

Suspensión Horquilla telescópica y monoamortiguador

Tanque 14 litros

Comentarios

comentarios



instagram default popup image round
Follow Me
502k 100k 3 month ago
Share